Girlboss: El poder de una idea

Girlboss: El poder de una idea

Netflix no deja de sorprendernos con sus aportaciones seriéfilas, y ‘Girlboss’ no ha sido diferente. En ‘RecapBlog’ ya hemos hecho el ‘binge-watching’ de rigor, así que te contamos, sin spoilers, lo que puedes esperar de la nueva serie del canal de ‘streaming’.

Basada en el libro de Sophia Amoruso con el mismo nombre, ‘Girlboss’ cuenta la historia real de cómo Sophia (Britt Robertson), una veinteañera que no tiene ni la menor idea de qué hacer con su vida, da de manera repentina con la que parece la solución a la razón de su existencia: modificar y vender ropa usada a un precio notablemente superior al de su compra mediante Internet.

Girlboss’ es una buena opción para cualquiera que esté pensando en empezar una nueva serie sin darle demasiadas vueltas a lo que está viendo. Da lo mismo que seas o no amante de la ropa vintage, si conoces la existencia de Nasty Gal y te interesa la vida de su fundadora o simplemente busques reírte un rato con unos personajes entrañables. Sus 13 capítulos de casi media hora de duración aprovechan cada minuto, y el carisma de Robertson en la piel de una Sophia ya de por sí arrolladora invita a verlos uno detrás de otro sin que apenas te des cuenta.

Sophia puede ser cargante en ocasiones y descarada de forma exagerada, pero es precisamente eso lo que hace que conectemos con ella: tiene un sueño y lucha por él sin miramientos.  El resto de personajes secundarios están tan bien definidos y resultan tan reales que cualquiera que vea la serie podrá verse reflejado en alguno de ellos. Mini-punto para la relación entre la protagonista y Annie (Ellie Reed), no somos dignos ni de lo incondicional que es su amistad ni de las perlitas que se sueltan la una a la otra, ya sea mientras discuten, mientras deciden llevarse bien o mientras discuten dejando muy claro que se adoran.

Todos, estemos en el momento en el que estemos, necesitamos ver una serie sobre cómo la insistencia y la confianza en las posibilidades de uno mismo pueden hacer de una simple idea la solución a un momento en el que todo parece perdido y en el que nada tiene mucho sentido.

En definitiva, ‘Girlboss’ no es ninguna obra maestra, pero es una serie fresca y muy divertida con una gran banda sonora que no podrás dejar de ver una vez arranques con el capítulo piloto. Así que, ¿a qué esperas para subirte al barco de ‘Girlboss’? Y, si ya la has visto, ¡anímate a contarnos qué te ha parecido!

1 comment

Quizás te pueda interesar...

¡Comenta el capítulo con nosotros!