Quantico 2×12: Una vuelta de tuerca más

Quantico 2×12: Una vuelta de tuerca más

¿Os acordáis de cómo hablábamos, al final de la primera temporada, de los vacíos legales que había habido a lo largo de los capítulos si teníamos en cuenta las revelaciones que iban sucediéndose? Pues ha vuelto ha pasar.

spoiler-alert

Ahora resulta que la AIC no existe, o eso le han dicho a Alex Parrish (Priyanka Chopra) del pasado, a pesar de que en el futuro sigue actuando como si existiera. Llevamos 12 capítulos viendo cómo Alex luchaba contra la facción rebelde de la CIA cuando resulta que, hace no sé cuántos meses, Alex descubrió gracias a Booth (Jake McLaughlin) que no existía tal facción, que solo era un ‘black ops‘, u operación secreta. Genial, además todo misteriosamente implosionado igual que pasó en la primera temporada.

quantic2x12-e

Pero seamos sinceros, más allá del romance entre Alex y Booth, del misterio sobre quién es malo y quién es bueno -al final todos tendrán intenciones nobles, y más allá de las tramas locas y rebuscadas que se montan hasta para hacernos olvidar qué es The Farm, lo relevante de esta temporada son Harry Doyle ( Russell Tovey) y Sebastian (David Lim). No porque sean ship o no, ni siquiera por la química -que yo encuentro inexistente- entre ambos personajes, sino por lo interesante de su trama que refleja una realidad visibilizada de manera impecable. Aunque con tantas vueltas que han dado a las cosas en estos doce capítulos es posible que alguien se haya perdido, la realidad es que Sebastian es gay, como Harry, pero no quiere admitirlo. Y no solo se niega a admitirlo, sino que además recurre a la violencia cuando no sabe cómo manejar sus propios sentimientos y emociones, que le están sobrepasando cada vez con más frecuencia. Sebastian era cura antes de entrar en La Granja y, a saber por qué, llamó la atención de los reclutadores. No es como si fuera habitual que, sin venir a cuento, te recluten para participar en una agencia gubernamental.

Ha sido impresionante en este capítulo tanto la historia de Harry y su amigo/pareja/amante Elliot, que aún sigue siendo misterioso y sospechoso. También ver a Harry por primera vez, o sino la primera, de las primeras, derrumbarse por la frustración ante el tema Bishop y pasar miedo, cuando Sebastian ha perdido los nervios y ha saltado a su cuello -literalmente-.

quantic2x12-1

Pero dejando este tema de lado antes de que nos metamos en un bucle sin salida, también quería hablar de ese final, que debería haber sido un gran ‘cliffhanger‘ y que más bien ha sido obvio. Lydia (Tracy Ifeachor), ahora reconvertida en buena tras las declaraciones de Booth en este mismo capítulo, y obviando por completo todas las escenas en las que ella era definitivamente una villana, le dice a Parrish que necesita su ayuda para recuperar sano y salvo a Will Olsen (Jay Armstrong Johnson). Porque solo Parrish puede hacerlo. ¿Por qué no empezamos a llamar a esta serie “Solo Parrish puede hacerlo”? Porque mucho se ríen todos de ella porque es pesadita en este sentido, pero bien que cuentan con ella para tirarse al vacío.

quantic2x12-3

Y todo porque Dayana (Pearl Thusi) fue su compañera de habitación y es quien ha entrado a por Will. Eso sí, no sabemos si porque es mala o porque, simplemente, tiene miedo de ser parte de una organización que -repetimos- dice Booth que no existe.

¿En quién creemos? ¿Pensáis que sí existe la IAC y Booth solo estaba protegiendo su tapadera o es verdad que todos son realmente buenos? ¿Qué fue de Miranda Shaw (Aunjanue Ellis) y de su trágica historia? ¿En quién confiáis?

Si queréis leer un poco más sobre este episodio, no os perdáis esta entrevista.

¡Hasta la semana que viene!

Marina Ortiz
Marina Ortiz
ADMINISTRATOR
PROFILE

Quizás te pueda interesar...

¡Comenta el capítulo con nosotros!