The Gifted 1×09: Atrapados

The Gifted 1×09: Atrapados

Seguimos conociendo a la familia Strucker mientras nuestro grupo de mutantes intenta seguir sobreviviendo y salvando a otros como los suyos. ¡Comentamos!

Está claro que esta serie aún no ha dicho la última palabra sobre el pasado de la familia Strucker. Tras los reveladores acontecimientos de pasados episodios, seguimos conociendo más a ese peligroso dúo conocido como Fenris, algo en lo que también se están convirtiendo Laurel (Natalia Alyn Lind) y Andy (Percy Hynes White). Veremos cómo lidian ellos con este interesante pero destructivo poder.

Se ha mencionado en este episodio al conocido “Hellfire Club” grupo del que hemos oído hablar en la película X-Men: First Class, el cual estaba formado por miembros como Sebastian Shaw o Emma Frost, entre otros. De alguna manera, la serie sigue enlazando acontecimientos con el lore ya conocido del mundo de los X-Men, y por lo que da a entender la serie los mutantes ya eran operativos en la década de los 60. Fenris eran incluso una amenaza para los propios mutantes, ya que operaban en la anarquía más absoluta y nada ni nadie aparentemente podía detenerlos.

Por otro lado, la nueva incorporación a la “familia”, Esme (Skyler Samuels), da bastante que sospechar. Parece estar muy obsesionada con salvar a su familia, y sabemos que no está ocultando más información de la que ofrece. Además, no es precisamente agradable manipular los sueños de los demás y usarlos como títeres solo para lograr su objetivo. Mucho nos tememos que esta muchacha tiene su propio bando y no está buscando el bien común, sino salvarse a sí misma y a los suyos. Y a todo esto… ¿quiénes serán los “suyos”? Seguimos con la incertidumbre…

Y esta vez, después de tantas persecuciones y combates y huidas, parece ser que al final los han atrapado, al menos a algunos de ellos. Se agradece este giro, ya que después de 9 episodios de “lo mismo”, si hubieran logrado su objetivo una vez más, daría la sensación de que la serie se ha estancado en un ciclo repetitivo que no le hubiera beneficiado. En cambio, con ese buen cliffhanger, la serie se sostiene una semana más con un renovado interés y la separación del grupo, algo que dará lugar a nuevas interacciones y planteamientos potencialmente interesantes.

Finalmente, es digno de comentar el espeluznante sueño que ha tenido nuestra Polaris (Emma Dumont), que más que un sueño bien podría tratarse incluso de una predicción, si los acontecimientos siguen así. Además, estamos seguros de que el bebé va a ser una parte importante de la trama futura de la serie, a juzgar por la de veces que ha sido mencionado y esos llantos oníricos.

La semana que viene saldremos de dudas, al menos de algunas de ellas, y recordad que la serie entrará en parón, tras el próximo capítulo, hasta principios de enero. Os dejamos con un avance y, ya sabéis, ¡comentadnos qué os ha parecido y qué esperáis qué ocurra!

Yer
Yer
AUTHOR
PROFILE

Quizás te pueda interesar...

¡Comenta el capítulo con nosotros!