This is us 2×17: Déjà Vu

This is us 2×17: Déjà Vu

Únicamente queda un episodio para el final de la segunda temporada de ‘This is us’ y parece que saben cómo ponernos la piel de gallina antes del gran final. ¿Lo comentamos?

Déjà (Lyric Ross) es la protagonista definitiva del episodio de esta semana, en el cuál han decidido contarnos la dura vida de la chica. Shauna (Joy Brunson) tuvo a su hija cuando apenas era una niña, con 16 años, y el apoyo que les dio su abuela (Pam Grier) fue fundamental durante los primeros años de vida de la pequeña. Podemos ver las similitudes y diferencias de cada uno de los protagonistas de esta serie mientras la abuela le cuenta un cuento a Déjà y lo mismo hace Rebecca (Mandy Moore) con sus hijos no nacidos, Randall (Sterling K. Brown) con sus dos pequeñas, Jack (Joaquin Obradors) a su pequeño hermano Nicky (Donnie Masihi)… 

Todo cambia para Déjà cuando su abuela fallece y ya no puede mantener a la familia, y es que Shauna comienza a tener problemas para sacarlas adelante económicamente, doblando turnos en la tienda en la que trabaja. La historia de Déjà con los Servicios Sociales comienza tras intentar prepararle una cena de cumpleaños a su madre y cortarse con un abrelatas, acudir sola al hospital y estar su madre ilocalizable durante las primeras horas.

Linda (Debra Jo Rupp) entonces lleva a la niña a su primera casa de acogida en la cuál el padre de acogida pega noche sí y noche también a las niñas a las que debería proteger. Y parece que hasta deben estar agradecidas porque esto sea todo. ¿Cómo será esto en la vida real? No me lo quiero ni imaginar… Tras ser separada de su hija, es cuando Shauna comienza a consumir, lo que únicamente consigue que aparten a su hija de ella por más tiempo. Cuando por fin consigue salir de rehabilitación lo hace acompañada de Alonso (Reynaldo Gallegos), quien lo único que hace es gastarse el dinero y llevar problemas a la casa. Suya es la pistola que llevaba Shauna en el coche cuando es detenida y Déjà es llevada hasta la puerta de los Pearson. 

Tras ver todo el pasado, volvemos al presente con Randall y Beth (Susan Kelechi Watson) encontrando a madre e hija durmiendo en el coche. Como no esperábamos que fuese de otro modo, las llevan inmediatamente hasta su casa y les ofrecen quedarse hasta que consigan resolverlo todo. Es entonces cuando Shauna puede ver a su hija comportándose como una niña, y no como la persona adulta que siempre había tenido que ser por su madre. Tras una emotiva conversación con Beth, decide que debe irse y dejar a Déjà con aquellos que pueden cuidarla mejor que ella misma

¿Cómo se lo tomará Déjà, que en ese momento estaba hablando con Randall? ¿Os ha gustado cómo comparaban las historias de todos los protagonistas? ¿Creéis que algún día descubriremos más sobre el pequeño Nicky? Y, más importante todavía, ¿estáis preparados para la boda de Kate (Chrissy Metz) y el final de temporada? ¡Animaos a comentar con nosotros y nos leemos la semana que viene!

Raquel
Raquel
AUTHOR
PROFILE

Quizás te pueda interesar...

¡Comenta el capítulo con nosotros!