Supergirl 3×10: La Legión

Supergirl 3×10: La Legión

Hemos esperado seis semanas desde la alucinante midseason finale para ver qué sería de Supergirl (Melissa Benoist) tras la batalla… y ya está aquí el nuevo capítulo para ofrecernos todas las respuestas. ¿Lo comentamos?

Comenzamos el capítulo con Kara tan tranquila echando la siesta en su casa y el primer pensamiento que se nos viene a la cabeza es ¿salto en el tiempo? Pero no, mucho más enrevesado. Reign (Odette Annable) – quien sigue sin recordar nada de lo sucedido cuando abandona su forma de villana- ha conseguido dejarla totalmente fuera de juego y lleva un par de días en un coma. De hecho, lo único que le mantiene con vida es una de las cámaras de la nave en la que llegó Mon-El (Chris Wood). Éste ha despertado a Brainiac 5 (Jesse Rath) -porque, eh, para qué despertar antes al resto de miembros de tu equipo- para que pueda ayudarles a saber cuál es el estado mental de Kara. Es una adición interesante a la serie ya que los lectores de los cómics conocerán a este personaje por ser el interés amoroso de nuestra protagonista.

Tras determinar que está todo bien físicamente con ella, llegan a la conclusión de que debe tener un bloqueo que la impide despertar. ¿Quizá miedo? Como siempre, el dilema moral de Kara entre su ser más humano y su forma alienigena está presente y hasta que no vuelve a aceptar la parte más humana de si misma no consigue despertarse. Justo a tiempo para la batalla.

Porque mientras ella estaba en coma, el resto del equipo ha tenido que vérselas con nuestra villana favorita. ¿No está un poco trillada la trama de superhéroe desaparecido y el resto del mundo lidiando con un villano al que no pueden vencer? Porque, afrontemoslo, si Supergirl no ha podido vencerla no sé qué les hace pensar que ellos podrán. Más viendo que a pesar de ser kriptoniana no es nada vulnerable a la kriptonita.

Alex (Chyler Leigh) y J’onn (David Harewood) no son capaces de vencerla sin ayuda, y a pesar de estar reticentes a ofrecer su ayuda porque esto les aleja de su misión, finalmente Mon-El y el resto del equipo de La Legión deciden que deben hacer algo. Esto ha dado un momento bastante… digamos sobreactuado, con ellos vestidos en su uniforme y poniéndose los anillos que los hacen especiales. ¿Están preparándose para un nuevo spin-off del Arrowverso? 

Al final, como era de esperar, Kara despierta en el momento justo para ayudar al equipo y detener a Reign, quien ha sumado un nuevo adepto a sus filas. Y es que Corville (Chad Lowe) se ha unido a la villana para encontrar a más como ella. ¿Cómo seguirá esto? ¿Tendremos una épica batalla entre más de una Reign y el equipo Supergirl-Legión?

No podemos terminar este recap sin volver a recordar lo mal que nos cae James (Mehcad Brooks) y lo forzada que resulta su relación con Lena (Katie McGrath). James no encaja en ningún lugar, por favor, que lo asuman y le dejen marchar de la serie. 

Y a vosotros, ¿qué os ha parecido este capítulo? ¿Os ha gustado o no ha estado a la altura del gran final de la primera mitad de la temporada? ¿Qué esperáis ver en el futuro de la serie? ¿Cómo reaccionará el equipo – y la propia Sam- al descubrir que la gran villana de la temporada es ella? ¡Animaos a comentar con nosotros!

Raquel
Raquel
AUTHOR
PROFILE

Quizás te pueda interesar...

¡Comenta el capítulo con nosotros!